Cuidado con el hilo dental

Usar hilo dental podría ser incluso más importante que cepillarse los dientes pero el hilo dental convencional podría ser un peligro para tu salud y la salud del planeta. La mayoría de los hilos dentales se fabrican con el plástico conocido como nailon, un material no biodegradable a base de petróleo que puede causar muchos problemas.

Como el nailon es prácticamente imposible de reciclar, termina en plantas de incineración que contaminan nuestro aire, o en vertederos, donde se convierten en microplásticos y sus partículas contaminan el suelo y las aguas subterráneas. En el agua, el plástico ahoga los estanques, ríos y océanos y es un peligro para la vida marina. Especialmente los hilos muy resistentes tienden a enredarse, lesionar o incluso matar animales y aves marinas.

Además, estudios han encontrado que el hilo dental de plástico y el recubrimiento de cera con los que se fabrican pueden contener PFC (productos químicos per- y polifluorados que también se usan en sartenes antiadherentes), así como ftalatos, BPA, plomo, cadmio y otros productos químicos tóxicos.

Por otra parte, la mayoría del hilo dental biodegradable disponible en el mercado está hecho en base a seda proveniente del gusano de seda Bombyx mori. Pero el drama con esto es que los insectos se deben matar para la recolección de fibra.

¿Sabías que los insectos se matan para hacer seda?

Lo lindo es que la industria del hilo dental está cambiando lentamente y ya hay opciones ecológicas disponibles en Chile. En MoGa tenemos un hilo dental hecho en base a maíz.

¿Sabías que existe hilo dental vegano?

Tanto el producto como su embalaje son 100% libres de plástico, lo que también lo convierte en una opción de desperdicio cero. El hilo de maíz de 30 metros viene en un frasco de vidrio recargable y está recubierto con cera vegetal de candelilla y aromatizado con menta natural y jengibre para un sabor y aliento fresco.

Ver el maravilloso hilo dental.

 


Dejar un comentario